Páginas

martes, 13 de octubre de 2015

TUTORIAL | Decapar con chalk paint

¡Buenísimos días!

Hace una semanas publiqué un tutorial sobre cómo decapar pintura a la tiza en Locas por el Scrap y hoy os lo dejo aquí.  Aprenderemos a decapar un objeto de madera con chalk paint o pintura a la tiza usando dos colores diferentes. ¿Os apetece? ¡Vamos allá! 

¿Qué vamos a necesitar?


Lo más importante: un objeto para alterar! Yo voy a pintar esta casita que veis en la imagen, que me la compré en TIGER (tienda de la que cada día soy más fan). ¿Qué más necesitamos?
  • 2 tonos diferentes de pintura a la tiza
  • Pincel
  • Papel de lija
  • Cera especial para pintura a la tiza
Y... ¡manos a la obra! Lo primero que debemos hacer es lijar un poquito la madera para eliminar cualquier imperfección que pueda haber. Si es un objeto grande, os dará pereza, pero luego lo agradeceréis porque os quedará mucho mejor. Seguidamente, le daremos una capa de, en mi caso, pintura blanca. Yo os recomiendo que la pintura que usemos primero sea más clara que la que usemos después.


Escurrid bien el pincel. Dadle una fina capa de pintura y, cuando esté seco, le dais una segunda capa. Es muy importante que siempre dejéis secar bien las capas de pintura o de cera para que el resultado sea perfecto.

Cuando la pintura blanca está bien seca, le daremos una fina capa de cera con un trapito de algodón. Si os saltáis este paso, no podréis hacer el decapado, porque al lijar, haréis que salten los dos tonos de pintura y se vea la madera sin pintura. Yo uso cera especial para chalk paint, pero dicen que también funciona con cera de vela (cogéis una vela blanca y la frotáis contra el objeto y luego le pasáis un trapito con cuidado). Yo no lo he probado aún, pero lo haré! ;)

¡Tenéis que dejar secar muy bien la capa de cera! Después, seguiremos con la otra pintura (verde menta, en mi caso).


Esta vez, igual que con el color blanco, daremos dos finas capas. Os quedará mejor que si dais una capa con mucha pintura.


Una vez bien seco, cogeremos el papel de lija (con un estropajo de aluminio -de esos de cocina-también os quedará muy bien) y empezamos a lijar suavemente por las zonas que queramos decapar. Os quedará bonito si lo hacéis por los bordes de los objetos. Aquí os enseño cómo lo he hecho yo:




Como veis, en esta ocasión, he hecho un decapado muy suave, pero esto va al gusto del consumidor. Sólo os aconsejo que lo vayáis haciendo suavemente porque si os pasáis, ya no hay vuelta atrás... jeje! Más vale ir pasito a pasito hasta que lleguéis al punto que os gusta.

Aquí y aquí podéis ver un ejemplo donde quería un efecto más envejecido y decapé mucho más la caja. Aquí y aquí podéis ver otras cajas en las que no decapé nada. Aquí quise darle un efecto romántico y le dí más a la lija! ;) La pintura a la tiza es muy versátil y la podéis usar para pintar sobre casi cualquier superficie; aquí y aquí tenéis un ejemplo. 

Como veis, es una pintura que me gusta mucho y que uso siempre que puedo. El acabado mate que tiene, me encanta. Además, no huele nada y se limpia con facilidad de tus pinceles. Así que, ya sabéis, tenéis que probarla!


Y aquí tenéis la casita acabada para que mis Sonnys se puedan acomodar! jeje! ¡Espero que os haya gustado!

¡Muchos besos y feliz martes!


Image and video hosting by TinyPic

3 comentarios:

  1. ¡Me encantan las manualidades con chalkpaint! Tengo aún la asignatura pendiente de ponerme con ello, pero me apetece mucho. Creo que buscaré un proyecto tan chuli como este para empezar :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hazlo porque te encantará! Es una pintura estupenda! ¡Ya me contarás! ;)
      ¡besitos!

      Eliminar
  2. Me encanta la idea y la voy ha hacer! Donde has comprado las casitas de madera?

    ResponderEliminar

¡Me encanta leeros!
¡Muchas gracias por vuestros comentarios!