viernes, 2 de febrero de 2018

Retos de febrero en el scrapmundo

¡Buenos días!

Hace dos días que estábamos en Navidad y ¡ya estamos en febrero! Pero qué prisas, ¿no?😉 Hoy os traigo la habitual entrada de retos scraperos de cada mes.


¿Vamos a verlos?
  • Locas por el Scrap: Nos retan a hacer un proyecto siguiendo esta paleta de colores (fecha límite: 25 febrero).

  • Reto tarjetero Locas por el Scrap: Nos retan a hacer una tarjeta interactiva (fecha límite: 25 febrero).
  • Sweet Card Club: Nos proponen hacer una tarjeta usando el color ultra violeta (fecha límite: 25 febrero).
  • In The Scrap: Nos proponen hacer un proyecto usando cosido (fecha límite: 27 febrero).

  • Anita y Su Mundo: Nos retan a hacer una tarjeta shaker de San Valentín (fecha límite: 26 febrero).
  • Entre Chocolate y Scrap: Nos invitan a hacer un scraplift de cualquier trabajo de las chicas del equipo de diseño (fecha límite: 28 febrero). 
  • Scrap, 12 pasos para no parar: Nos invitan a hacer un proyecto scrapero libre (fecha límite: 25 febrero).
  • Fábrica de Artesanía: Nos retan a hacer un proyecto siguiendo esta paleta de colores (fecha límite: 28 febrero):

  • Creavea: Nos proponen hacer un proyecto que contenga corazones (fecha límite: 14 febrero).
  • Taller de Rachel: Nos proponen hacer un proyecto usando rombos bajo el tema Carnaval (fecha límite: 28 febrero).
  • Scraphouse Zaragoza: Nos retan a hacer una tarjeta de San Valentín (fecha límite: 15 febrero).
  • Trossets de Paper: Nos invitan a hacer un proyecto de scrap donde predomine el color rojo y aparezca la palabra LOVE (fecha límite: 25 febrero).
  • Scrapeando a la Europea: Hacer una tarjeta dedicada al amor (fecha límite: 28 febrero).
Y esto es todo lo que he podido recopilar por la bloggosfera 😉 Si conocéis algún reto más y queréis que lo añada, sólo me lo tenéis que decir! 😀

¡Muchos besitos y feliz scrap!
Image and video hosting by TinyPic

lunes, 22 de enero de 2018

LAYOUT | Snow & Cocoa y distress oxide (II)

¡Buenos días!

¿Cómo ha ido el fin de semana? Yo he estado con un buen trancazo encima y, además, me ha tocado trabajar... así que no ha sido un fin de semana para tirar cohetes 😒😂 Pero bueno... al mal tiempo, buena cara....

Hoy os enseño la segunda parte de un regalo que hice estas navidades. La primera parte os la enseñé la semana pasada (la podéis ver aquí). El regalo a mi amiga consistía en dos layouts, y aquí tenéis el segundo:


Como veréis, he usado las mismas tintas para el fondo que en el otro layout y también la misma colección de papeles. Tenía dudas sobre si hacerlos 'similares' o no, pero teniendo en cuenta que las fotos eran muy similares y del mismo día, y que no sabía si ella los quería colocar juntos o no, opté por hacerlos iguales, pero diferentes... jeje!


Este layout me gusta especialmente. El toque que le dan los pompones con este alambre dorado (que lo compré en Tiger hace años) me encanta. El año pasado apenas lo usé. Al menos este año los he usado en el calendario de adviento y aquí 😀


A ver qué uso les doy el año que viene.... 😉


Los pompones los he pegado con glossy al papel. Cuando lo hice, puse un peso encima y dejé que secara del todo, para evitar desastres...





¡Y esto es todo por hoy! Espero que os haya gustado!

¡Muchos besos y gracias por acompañarme!







jueves, 18 de enero de 2018

ÁLBUM | Estrellas, nieve... y ¡shaker!

¡Buenos días, guapas!

¿Cómo va la semanita?

Hoy os enseño un álbum-shaker muy invernal hecho con la preciosa colección de papeles Nanook de Sweet Möma. Es un álbum especial porque lo he hecho para una persona especial y porque es de un finde especial que Lucía y yo pasamos de maravilla. Es un regalito para Yolanda que ha sido mi amiga invisible (¿o soy yo su amiga invisible?) de nuestro grupito tarjeteril. Le envié este álbum y unas cositas más, que os enseñaré muy pronto.



La portada la he hecho usando cartón pluma para y unos troqueles de estrella. Me gusta mucho trabajar con el cartón pluma para todo lo que es shaker, como ya os expliqué aquí, porque, al ser más gordito, gano espacio para que lo que use en la shaker (bolitas de nieve, en esta ocasión) tenga más sitio para moverse.


En esta foto podéis ver mejor el grosor del cartón pluma y el espacio que tienen las bolitas de nieve para moverse más y mejor.

La primera página del álbum es un papel de acuarela en blanco en el que he hecho un fondo usando la estrella del pack de sellos Pingu.


En la foto, con tinta stazon, he estampado la palabra ‘amigas’ del set de sellos Para ti y una chapa del set Alegría.



Aquí podéis ver dos páginas con los mismos sellos del set Noche Mágica: la página de la izquierda la he pintado yo, y la de la derecha, mi princesa, que le ha querido escribir un mensaje también a su amiga. 


Lo podéis ver mejor aquí:


En las siguientes dos páginas he usado los sellos Sin Rumbo y los sellos Molas Mucho. Hay algo de espacio en blanco en las páginas porque me gusta escribir en mis álbumes, pero siempre intento hacer las fotos antes de hacerlo.



¡Este sello me encanta! Y le queda perfecto a esta foto, ¿verdad?


Como podéis ver, también he usado como páginas algunas de las tarjetas de la colección de papeles. Me gustan los álbumes desestructurados y con tamaños diferentes de las páginas y estas tarjetas, que son grandecitas, me han venido perfectas para esto. Da un aire desenfadado y divertido.



Aquí podéis ver otro de los sellos de ‘Molas Mucho’. Hay más de un desplegable para, así, poder poner más de una foto en la misma página. Cuando hago esto, suelo pegarlos a la página con un simple washi. Me parece un sistema fácil y bonito.






Me gusta también poner páginas shaker dentro del álbum (¡ME ENCANTA LO SHAKER!). Un poquito de vellum, mi máquina de coser y unas lentejuelas y… voilà! Una bonita y original página en un pis pas.


Lo importante aquí es que las fotos que pongamos en las dos caras de esta página sean del mismo tamaño. El vellum se transparenta y si pusiéramos fotos de distintos tamaños se vería desde la otra cara y queda muuuy feo!💩


¿Y qué me decís de esta foquita? Aiixxx…. ¡Es una monada! Los muñequitos de esta colección son totalmente adorables!


Y aquí os enseño la contraportada que, si os fijáis bien, veréis que la he hecho con el papel de presentación de la colección que viene en el kit. Ya sabéis que las scraperas no tiramos nada, ¿eh?

El álbum lo he encuadernado con dos anillas grises, que he decorado con cascabeles y algunas cintas y lentejuelas, que siempre da un toque diferente y bonito

Espero que os haya gustado y que os animéis con los álbumes shaker! ¡Quedan de maravilla!😉

Image and video hosting by TinyPic

lunes, 15 de enero de 2018

TUTORIAL | Tarjeta con distress y copic ¡con vídeo!

¡Buenos días!

¿Cómo ha ido el fin de semana? Yo hoy debería ponerme manos a la obra con la operación bikini 2018 por segunda vez en este año... A ver si soy capaz de hacerlo aunque sea un día😅...


Este año tengo ganas de hacer muchas cosas. Cosas como vídeos en youtube. Así que, este fin de semana me he liado la manta a la cabeza y he hecho mi primer vídeo "en condiciones". En él veréis cómo hago de principio a fin una tarjeta muy cuqui con tintas distress para el fondo y coloreando los 'muñequitos' con rotuladores copic.


¡Espero que os guste y me deis vuestra opinión sobre el vídeo! Ayyy, ¡qué nervios! 😉

¡Muchos besitos y feliz lunes!
Image and video hosting by TinyPic

jueves, 11 de enero de 2018

LAYOUT | Snow & Cocoa y distress oxide

¡Buenos días!

¿Qué tal la primerita semana de vuelta a la rutina, operación bikini, etc.? Yo, todo mal! 😂 A ver si para el lunes que viene empiezo de otra manera 💪. 
Bueno, hoy quiero enseñaros uno de los layouts que hice hace unos días, un regalito para una mami amiga que he hecho con mucho cariño y que me ha encantado hacer. Aquí lo tenéis:


El fondo está hecho con distress oxide con tres colores que me pegaban perfectamente con los colores de la colección Snow & Cocoa de Crate Paper, que es la que he usado para completar el layout y que, por si no lo sabéis 😉, es súper mega preciosa.


La colección Snow & Cocoa me la compré el año pasado e hice un álbum muy invernal con ella, que podéis ver aquí. No recordaba cuánto me gustaba hasta que la volví a ver el otro día! ¡Es que es preciosa!


Tiene muchos complementos y los adornos son preciosos


Como podéis ver en las fotos, los colores de las distress oxide que he utilizado quedan preciosos. Son colores súper vivos y al secarlo con el secador, quedan unas 'ondas' que me gustan mucho.


Este es un layout de una serie de dos, para la misma persona y con fotos del mismo día, y los dos los he hecho con la misma colección y las mismas tintas. Pronto os lo enseñaré también.


Los layouts ya están en su nueva casa bien cuidaditos😉. Espero que os hayan gustado!

¡Muchos besos y feliz jueves!

Image and video hosting by TinyPic

lunes, 8 de enero de 2018

TUTORIAL | Tarjetas en movimiento

¡Buenos días!

Lunes duro el de hoy.... jaja! La vuelta a la rutina se avecina durilla... Durilla, pero bonita, porque lo lunes los blogs están cargados de cosas bonitas. Hoy os enseño por aquí el primer trabajo que hice como DT en Sweet Möma con tres tutoriales de tres tarjetas muy requetecuquis. Las he preparado con los packs de sellos Noche Mágica  y Pingu de Sweet Möma.


Estas tarjetas están hechas con sellos navideños. No hace falta decir que se pueden hacer con sellos de cualquier temática.

¿Vamos allá?



Para esta tarjeta, que es la más sencilla de las tres, he usado los sellos Pingu, tintas distress para hacer el fondo, tinta y polvos de embossing blancos y cartulina blanca.



Esta tarjeta no tiene mucha complicación, pero es muy resultona con este pingüino tan grande y simpático montado en su trineo. En primer lugar, sellad los sellos en una cartulina (yo siempre uso papel de acuarela de 300gr para todo), colorearlos (yo he usado rotuladores copic) y recortarlos. Reservar, como en las recetas de cocina, jaja! 

En segundo lugar, coged la cartulina que usaréis como fondo y con tinta especial para embossing y polvos blancos de embossar, sellad el sentimiento o palabra que queréis que ponga en vuestra tarjeta. Yo he usado uno de los mensajitos que hay en el set Noche Mágica. No sé si en la segunda foto del collage se aprecia bien el mensaje embossado, pero en la tercera imagen sí.

El siguiente paso es ese mismo, el de la tercera foto, y consiste en hacer vuestro fondo. Yo he usado tintas distress difuminándolas con una esponjita (con una toallita húmeda también queda bien). Si no tenéis distress, podéis usar acuarelas, por ejemplo.

Por último, si habéis hecho vuestro fondo con distress, podéis hacer salpicaduras de agua, porque esta tinta reacciona al agua, y hacer salpicaduras con alguna pintura acrílica blanca simulando nieve.

Finalmente, montamos nuestra escena: ponemos nuestras dos capas de nieve que yo he cortado con unos troqueles, pero que se pueden cortar a mano, y pegamos nuestro pingüino simpático y… voilà! Tarjeta estupenda para regalar a alguien especial.

Ahora vamos con una tarjeta que me encanta hacer: ¡una tarjeta shaker! Las que me conocéis, sabéis que me gusta mucho usar esta técnica en todo lo que se me ocurra. Creo que es algo relativamente sencillo de hacer y queda muy, muy chulo.



Para esta tarjeta he usado el set Noche Mágica y necesitaremos cartulina blanca, tinta para sellar, papel decorado (yo he usado uno de los papeles de la nueva colección de Navidad, Nanook), un trocito de cartón pluma, un trocito de acetato y ‘nieve’ (bolitas que encontraréis en cualquier bazar o tienda de manualidades).


Casi todas las scraperas tenéis vuestros truquitos para hacer las shaker y sus métodos. Yo os contaré mi manera de hacerlo, que no quiere decir que sea única y mucho menos la mejor, pero es la que me gusta a mí.

En primer lugar, sella, colorea y recorta los sellos que quieras usar. Yo he usado el pingüino y las bolitas y hojitas de la planta del set Noche Mágica. Luego recorta, tal como ves en la primera imagen, una cartulina y un cartón pluma del mismo tamaño con un círculo en medio. Si no tienes herramientas de corte, tipo big shot, hazlo de la manera tradicional (cúter, regla, cizalla, tijera… y usa el contorno de un vaso para el círculo). Y como seguro que os lo preguntaréis, sí, el cartón pluma sí pasa por la big shot y sí lo troquela los troqueles ‘normales’ (lo podéis ver en la segunda imagen del collage anterior). Queda un poquito más plano, pero poco más.

El acetato o plástico transparente debe cubrir por completo el círculo que hemos troquelado en medio de la cartulina y cartón pluma y debe tener un margen para poderlo pegar. Como veis en la tercera imagen del collage, yo pego el acetato con cinta de doble cara y lo primero que hago es pegarlo, por la parte interior, a la cartulina que se verá en la parte exterior una vez terminada nuestra tarjeta.

Después, giraremos esta misma cartulina y sellaremos nuestro mensaje o sentimiento ahí. Es MUY IMPORTANTE que lo hagáis antes de que la tarjeta esté terminada, porque, si queréis sellar directamente sobre la cartulina, una vez montada la tarjeta os costará mucho (aunque si os olvidarais de hacerlo, se puede poner el mensaje de muchas otras maneras).

Seguidamente, pegamos con doble cara también el trozo troquelado de cartón pluma sobre un trocito un poquito más grande de papel decorado. 

¡Ya tenemos mucho trabajo hecho! Ahora viene lo más divertido!


Una vez que hemos pegado el cartón pluma sobre el papel decorado, ¡ponemos la nieve! Con cuidadito que no se salga, porque enconces… ¡la liamos!

Después, pegaremos con mucho cuidado y con doble cara también, la cartulina a la que ya le habíamos pegado el acetato y habíamos sellado nuestro sentimiento. 

Finalmente, decoramos con nuestro muñeco de nieve y nuestra plantita navideña, que también pinté con copic.

Y ahora vamos con la última tarjeta: una tarjeta deslizante (esas que les encantan a los niños y que no paran de tocarlas hasta que las rompen).



Para esta tarjeta he usado cartulina blanca, como en las otras tarjetas, el set de sellos Pingu para el pingüino y las estrellas del cielo, el pack de sellos Noche Mágica para el mensaje, tinta y polvos de embossing, tintas distress para el fondo y tinta negra para sellar.


Lo primero que hice fue sellar el pingüino y sus complementos, colorearlos y recortarlos; y recortar las partes que formarán nuestra tarjeta; en este caso: un rectángulo que será el fondo, unas montañas y un suelo que simulará nieve (recordad que si no tenéis troqueles, podéis imitar las formas recortando con tijeras). 

En segundo lugar, sellaremos y embossaremos en blanco estrellitas del set Pingu (ya veis que me gusta mucho usar está técnica) y pintaremos nuestro cielo azul, o del color que nos apetezca, que para eso es nuestra tarjeta! Y ya podemos pegar nuestras montañas en el fondo.


Ahora vamos con el proceso más ‘difícil’, aunque creo que es más difícil explicarlo por escrito que hacerlo, así que… sin miedo y manos a la obra. Lo que toca ahora es hacer el caminito por donde se deslizará nuestro pingüino. Como veis en la primera foto de este último collage, yo he usado un troquel. Si no tenéis troqueles, cortad vuestro caminito en línea recta con un cúter usando una regla (yo tengo estos troqueles desde hace un mes, hasta ahora lo recortaba a mano y queda genial!).

Para que nuestro pingüino se deslice, necesitaremos 2 monedas de un céntimo. Por la parte de atrás de nuestro pingüino en la parte inferior, pegaremos con glossy una de las monedas de 1 céntimo y, sobre ella, una almohadilla 3D (que es la que pasará por la ranura/caminito que hemos hecho con el troquel o con un cúter).

Dejamos nuestro pingüino boca abajo (con la moneda y la almohadilla ya pegadas), giramos nuestro ‘suelo’ (con la ranura/caminito ya hecho) y lo ponemos encima del pingüino (como veis en la tercera foto) haciendo coincidir la almohadilla que hemos pegado sobre la moneda que, a su vez está pegada al pingüino, con la ranura de nuestro suelo. Por la otra parte de la ranura, es decir, por la parte que ahora estamos viendo (la parte amarilla en la foto, que, por cierto, es una cartulina reciclada), pegamos encima de la almohadilla otra moneda de un céntimo. También pegamos almohadillas por el resto de la cartulina que será nuestro suelo (cuidado en no poner ninguna almohadilla que dificulte el paso de la moneda por todo el caminito).

En la última foto intento que veáis cómo debe quedar. Por orden, primero el pingüino, moneda, amohadilla que pasa por dentro de la ranura que hemos hecho en nuestro suelo, suelo, moneda (pegada a la misma almohadilla que une la otra moneda) y suelo pegado a nuestra base con almohadillas 3D.


Una vez tenemos hecha la parte ‘difícil’, pegamos el suelo a nuestra base y comprobamos que el pingüino se mueva correctamente y, por último, sellé el mensaje Noche Mágica (eso es mejor que lo hagáis antes de montar la tarjeta y no al final como hice yo).

Y… ¡se acabó! Mucho más fácil de lo que parecía, ¿verdad?

Espero que os hayan gustado estas tres tarjetas y os animéis a ponerlas en práctica.



Ya veis que con no muchos materiales podemos hacer unas tarjetas muy bonitas, muy resultonas y que seguro que encantarán a aquellos afortunados que la reciban!

¡Muchos besos y feliz vuelta a la rutina!

Image and video hosting by TinyPic
Sígueme en Facebook, Twitter e Instagram.

Entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...